16 mar. 2008

Gracias

Gracias por dejarme decirte lo que llevaba tiempo queriendo expresar.
Gracias por haber hecho esa pregunta la semana pasada, aunque no supieras exactamente porque la hiciste.
Gracias por quedarte dormida en mi coche y dejarme ver tu carita de ángel serena.
Gracias por ser tú misma y ser tan sincera conmigo.
Gracias por tomar mi mano y dejar que yo acariciara la tuya.
Gracias porque, aunque sólo haya dormido 4 horas, estoy sonriendo como se sonríe por primera vez.

Simplemente, gracias, y sabes que estaré siempre para todo lo que te quieras.